Rajoy, reforzado tras unas elecciones que no aclaran el panorama político

El PP ha sido el único de los cuatro principales partidos que ha mejorado sus resultados en las elecciones, lo que refuerza la posición del presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, aunque la relación de fuerzas que dejan las urnas no cambia mucho respeto a diciembre y la gobernabilidad sigue siendo complicada.
El presidente del Gobierno y del PP, Mariano Rajoy durante un acto electoral del partido celebrado en Granada. EFE/Archivo/MIGUEL ANGEL MOLINAEl presidente del Gobierno y del PP, Mariano Rajoy durante un acto electoral del partido celebrado en Granada. EFE/Archivo/MIGUEL ANGEL MOLINA

Carlos Moral

Los populares logran 137 escaños y un 33 % de los votos, 14 escaños y 4,3 puntos más que hace seis meses, y aumentan más la distancia con el segundo, el PSOE, al que ahora aventajan en 45 escaños.

Aunque los resultados dejan a Rajoy lejos de lograr una mayoría suficiente para gobernar, pues incluso logrando el apoyo de los 32 diputados de Ciudadanos aún le faltarían 7 escaños para conseguir la mayoría absoluta, su posición es más sólida, puesto que es el único de los cuatro principales partidos que mejora sus resultados respecto a las elecciones celebradas hace seis meses.

Además, el PP ha ganado en todas las comunidades autónomas excepto en el País Vasco, donde Podemos ha superado al PNV, y Cataluña, donde los independentistas han vencido en Lleida y Girona y Unidos Podemos en Barcelona y Tarragona.

El PSOE logra salvar su posición como primera fuerza de la izquierda, pero más por el pinchazo que sufre la alianza de Podemos e IU en Unidos Podemos que por sus propios votos, puesto que pierde cinco escaños respecto a diciembre -se queda con 85- y repite casi el mismo porcentaje de votos, un 22,65 % del total.

Con los números salidos de las urnas será más difícil para el líder socialista, Pedro Sánchez, repetir su intento de encabezar un gobierno del cambio de la mano de Ciudadanos y Podemos.

Por su parte, Unidos Podemos, la coalición formada por el partido que lidera Pablo Iglesias e IU, logra los mismos 71 escaños que sumaron en diciembre por separado los dos partidos que la forman (69 Podemos y 2 IU), pero fracasa en su objetivo de “sorpasso” al PSOE, con el que se habría alzado como primera fuerza de la izquierda.

Las expectativas que habían generado las encuestas dejan a la alianza de izquierdas con un sentimiento de decepción, que también se extiende a Ciudadanos. El partido que preside Albert Rivera pierde ocho de los cuarenta escaños que habían conseguido en diciembre, aunque con un porcentaje de voto similar, 13,09 % frente a 13,9 en los anteriores comicios.

En cualquier caso, los resultados de los comicios de ayer dejan un panorama complejo para la gobernabilidad, similar al que salió de las urnas hace seis meses, y en el que será necesario que los partidos negocien y alcancen acuerdos para que pueda formarse gobierno.

Etiquetado con: , , , , ,
Publicado en: Análisis