El PNV facilitará los presupuestos, “momento a momento”

El PNV salvará el primer obstáculo al que se enfrentaba el presidente Mariano Rajoy para aprobar los Presupuestos de 2018 y no presentará una enmienda a la totalidad. El portavoz en el Congreso, Aitor Esteban, ha asegurado en Bilbao que su partido decidirá "momento a momento" el sentido de su voto en toda la tramitación de los Presupuestos del Estado.
El portavoz del PNV, Aitor Esteban, durante una intervención en el pleno del Congreso. EFE/Archivo/Javier LizónEl portavoz del PNV, Aitor Esteban, durante una intervención en el pleno del Congreso. EFE/Archivo/Javier Lizón

 

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, ha asegurado hoy en una rueda de prensa en Bilbao que su partido decidirá “momento a momento” el sentido de su voto en toda la tramitación de los Presupuestos del Estado.

En una reunión extraordinaria, el Euzkadi Buru Batzar (EBB) ha mostrado su disposición, adelantada por el presidente nacionalista, Andoni Ortuzar, por “conceder una oportunidad a la apertura de un nuevo tiempo de diálogo político en el Estado español y en Cataluña”.

El apoyo del PNV es imprescindible para que el proyecto de Presupuestos del Gobierno, que el PP ha pactado con Ciudadanos y los regionalistas canarios, pueda ser aprobado como en 2017 y ayer la ejecutiva de los nacionalistas vascos acordó no presentar una enmienda a la totalidad de las cuentas.

El PNV condiciona abrir la negociación de los Presupuestos a que previamente acabe la aplicación del artículo 155 en Cataluña, con lo que si facilita la tramitación de las cuentas consigue ganar tiempo para una hipotética negociación, ya que la votación final de las cuentas será el 23 o 24 de mayo y en Cataluña el plazo para formar un Gobierno o convocar nuevas elecciones acaba el 22 de mayo.

Esteban ha asegurado que la decisión sobre si rechazarán o apoyarán las enmiendas a la totalidad de otros grupos de la oposición, lo que supondría el rechazo de los Presupuestos, no la tomarán hasta el próximo miércoles o el mismo jueves de la votación.

Aunque aún no ha decidido el voto para el pleno de las enmiendas a la totalidad, el PNV ya está trabajando en la elaboración de las enmiendas parciales, dado que el plazo para presentarlas finaliza al día siguiente, el próximo viernes 27 de mayo. 

“Son momentos delicados, que pueden ser interesantes y de vía de solución (al problema de Cataluña), hay que esperar a ver qué sucede y en su momento decidiremos”, ha manifestado después de recalcar que “no hay que suponer una posición” del PNV por no presentar enmienda a la totalidad.

Esteban ha aseverado que el PNV no ha negociado “absolutamente nada” de los Presupuestos aunque el Gobierno “ha intentado 1.500 veces contactar para empezar a negociar” y le han dicho que no en todas las ocasiones.

El portavoz del Grupo Vasco ha reconocido que “no hay mucho tiempo” para negociar los Presupuestos si se levantase el 155, pero ha dicho que “cuando hay voluntad y necesidad se pueden hacer muchas cosas”, aunque haya “más dificultades” por la escasez de tiempo.

Recordemos que en el Congreso, la distribución de escaños, en la que los cinco escaños del PNV pueden decantar la balanza hacia uno u otro lado, sitúa a los nacionalistas vascos ante la oportunidad de lograr interesantes beneficios para la región que gobiernan.

El proyecto presupuestario del Ejecutivo prevé un aumentó del 31,99 % de la inversión directa del Estado en el País Vasco, lo que se traduce en 509 millones de euros, 123,4 millones más que en 2017. La mayor parte irá destinada a diversas infraestructuras, como puertos, aeropuertos y carreteras y, en especial, a las obras del tren de alta velocidad, que recibirán 300 millones de euros.

El País Vasco es, después de la vecina Cantabria (36 % de incremento), la región en la que más crece la inversión del Gobierno respecto a 2017, según la previsión presupuestaria. Un aumento que mantiene la senda iniciada el pasado año, cuando la inversión en esta región se incrementó un 120 % respecto a 2016. EFE

imagen

imagen