Madrid acoge la 77 edición de la Feria del Libro

La apertura de la 77 edición de la Feria del Libro de Madrid esta prevista para este viernes, en el Parque del Retiro que cuenta con 363 casetas y que tiene este año a Rumanía como país invitado.
Imagen en el último día de la Feria del Libro de 2017, que  cerraba tras 17 días de actividades, en el Parque del Retiro de Madrid. EFE/Archivo/VíImagen en el último día de la Feria del Libro de 2017, que cerraba tras 17 días de actividades, en el Parque del Retiro de Madrid. EFE/Archivo/Víctor Lerena

 

La inauguración oficial a cargo de la infanta Elena, prevista para este viernes (25 de mayo) ha sido pospuesta, aunque sin fecha debido a las adversas condiciones climatológicas en la región.

El resto de actividades programadas, como la conferencia inaugural del poeta y crítico literario Mircea Cartarescu (Bucarest, 1965), considerado el más importante narrador rumano de la actualidad.

La Feria del Libro de Madrid, una de las más importantes de los países de habla hispana, es un lugar de referencia para todos los sectores profesionales al que acuden anualmente unos dos millones de personas.

Un módico precio de ejemplares, un alto número de firmas y de días de duración, así como una mayor sensibilidad del público hacia la lectura, han desencadenado éxito en las ventas, incluso en tiempos de crisis.

Los orígenes de la Feria se remontan del siglo XV, llegada de la imprenta a España y, con ella, el interés por conocer lo que narran los libros. Las Ferias madrileñas de San Mateo y San Miguel, en 1477, fueron tan sólo meros intentos por parte de los vendedores de acercar a la gente libros y enseres de todo tipo.

Pero la primera de todas, únicamente de libros, se montó cinco siglos después, en 1933 en el Paseo de Recoletos, a raíz de la iniciativa de los alumnos de la Escuela Librería y su profesor de Técnica Comercial del Libro y “padre” de la Feria, Rafael Giménez Siles.

Las muestras posteriores tomaron de ella sus principales características. En la primera edición -inaugurada por el entonces ministro de Instrucción Pública,

Fernando de los Ríos; el subsecretario del Departamento, Domingo Barnés; el alcalde de Madrid, Pedro Rico; y el presidente de la Cámara del Libro, José Ruiz Castillo- se vendieron libros por valor de 43.339,75 pesetas y participaron 20 firmas editoriales madrileñas.

En 1933 se celebró un festival en el Teatro Español al que asistieron personalidades ilustres como Alcalá Zamora (presidente de la República) y Julián Besteiro (presidente de las Cortes Constituyentes) y también se organizaron recitales de poesía y tertulias retransmitidos por la emisora Unión Radio.

A ésta siguieron otras ferias de carácter menos local. Por su trascendencia, destaca la de 1936, que abrió el camino a las celebraciones del Día del Niño y otras especiales dedicadas a la Mujer y al Obrero.

Tras la Guerra Civil, en los años comprendidos entre 1944 y 1966, el Instituto Nacional del Libro Español (INLE) inauguró el evento de 1944 en idéntico emplazamiento al de fechas anteriores, con el nombre de Feria Nacional del Libro.

Este período estuvo marcado por una variopinta publicidad al respecto en los medios de comunicación, un mayor número de relatos de Ciencia Ficción y una doble tendencia: la literatura política y la descentralización (la feria se extendió años más tarde a diversas capitales de provincia como Sevilla, Barcelona, Santiago de Compostela, San Sebastián o Valladolid.

La fuerte expansión de editoriales y otros sectores del comercio literario provocó que a partir de 1967 la tradicional Feria creciera hasta alcanzar las proporciones actuales en un emplazamiento nuevo: el Salón del Estanque del parque del Retiro, junto con el Congreso Nacional de Libreros.

La Feria perduró en el citado parque durante la cuarta etapa (1970-1981), aunque en su Paseo de Coches, y coincidió con el Año Internacional del Libro, el XVII Congreso Internacional de Jóvenes Libreros, las reuniones de la Cámara de Comercio entre exportadores e importadores iberoamericanos y el Cincuentenario de la Casa del Libro (Espasa Calpe).

Desde entonces no ha dejado de crecer, llegando a tener más de 360 casetas y unos 510 expositores, junto con destacadas instituciones públicas. EFE-doc

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Documentos