Macrooperación por desvío de fondos para el procés catalán

La Policía Nacional ha detenido a 22 personas en la macrooperación que se está desarrollando en relación a una presunta trama corrupta de desvío de fondos públicos a entidades vinculadas al proceso independentista.
Barcelona, 01.10.2017.- Un ciudadano deposita su voto para el referéndum indepedentista suspendido por el Tribunal Constitucional. EFE/Archivo/Juan CBarcelona, 01.10.2017.- Un ciudadano deposita su voto para el referéndum indepedentista suspendido por el Tribunal Constitucional. EFE/Archivo/Juan Carlos Cárdenas

 

Según han informado fuentes cercanas al caso, en Operación Estela, dirigida por el titular del juzgado de instrucción número 1 de Barcelona, está previsto que se practiquen además una decena de registros en instituciones públicas catalanas, entre ellas la Diputación de Barcelona.

En la macroperación participan agentes de la Unidad de Delitos Económicos y Fiscales (UDEF) y de otras unidades policiales, que desarrollan la redada simultáneamente en Barcelona, Tarragona y Gerona.

Entre las instituciones registradas se encuentra la Diputación (gobierno provincial) de Barcelona, diversas sedes del gobierno autónomo de Cataluña, así como entidades sin ánimo de lucro y empresas catalanas.

Se trata de una trama de corrupción que desvió presuntamente subvenciones de la Diputación de Barcelona para proyectos en países en desarrollo a otros beneficiarios. Éstos, a su vez, habrían destinado esas cantidades a financiar actividades relacionadas con el proceso independentista catalán de 2017, declarado inconstitucional.

La operación es el resultado de dos años de una laboriosa investigación realizada por agentes de la Unidad Central de Delincuencia Económica y Fiscal.

El portavoz del PDeCAT en el Congreso, Carles Campuzano, cree que la operación policial de hoy por posible malversación es una “demostración muy evidente” de que “no había pruebas” y que la acusación del juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena contra el anterior Govern “no estaba fundamentada”, y ahora “intentan inventárselas”.

La Policía Nacional está registrando las sedes de varias instituciones públicas catalanas en una macrooperación, en la que prevé practicar varias detenciones, vinculada al supuesto desvío del fondos para el “procés” y la celebración del referéndum del pasado 1 de octubre.

En declaraciones a TV3, Campuzano ha señalado que esta operación policial es una “demostración muy evidente” de que la instrucción del juez Llarena contra los miembros del Govern por presunta malversación de fondos públicos “no tenía ningún fundamento legal, porque ahora están buscando pruebas que no disponían”. EFE

Etiquetado con: ,
Publicado en: Sin categoría