La energía eólica española pasa en un mes de su mejor momento al ajuste radical

La energía eólica logró el pasado año en España el mayor hito de su historia, al convertirse en la fuente de energía que más contribuyó a cubrir la demanda anual, algo inédito hasta ahora en todo el mundo, pero el recorte de ayudas planteado por el Ministerio de Industria ha confirmado los temores del sector, que se verá obligado probablemente a realizar un importante ajuste para garantizar su futuro.
Parque eólico de Fuentes de Valdepero (Palencia). EFE/Archivo//BrágimoParque eólico de Fuentes de Valdepero (Palencia). EFE/Archivo//Brágimo

Carlos Moral

La nueva regulación representa la  retirada de subvenciones para los parques eólicos que entraron en funcionamiento antes de 2005 y recortes para el resto de las plantas,  que la patronal cifra en un 50%. Sin esas primas (9.000 millones en 2013 para el conjunto de las renovables Y 50.000 desde 1998), las posibilidades que esta tecnología tiene de competir en un mercado abierto se reducen notablemente,  puesto que su coste de generación, y el de las renovables en general, es mayor que el de las fuentes de energía tradicionales, lo que podría convertir a muchos negocios en inviables.

El objetivo que el Gobierno persigue con esta medida y con otras que ha adoptado anteriormente, como la moratoria en las primas para la construcción de nuevas plantas de energías renovables y el proyecto de ley del Sector Eléctrico, es reducir el déficit tarifario (diferencia entre lo que cuesta producir la energía y lo que pagan los consumidores), que se aproxima a los 30.000 millones de euros, y al que han contribuido las subvenciones para el desarrollo de las “energías limpias”.

La nueva normativa hace recaer el recorte a las renovables principalmente en la energía eólica (unos 1.200 millones de euros, según datos de la patronal, que constituyen el 67% del recorte total a las renovables), lo que ha desatado la ira del sector que, según la  Asociación Empresarial Eólica (AEE), se verá abocado a la deslocalización y los despidos.

Con 1.325 plantas, la eólica es la energía que más se ha desarrollado en los últimos años en España,hasta situarse como la mayor contribuyente al sistema eléctrico español en 2013. Además, las empresas españolas, encabezadas por Iberdrola y Acciona, son líderes mundiales del sector eólico y exportan su tecnología en países de todo el mundo.

– Accede al contenido completo y obtén más información escribiéndonos a efeanalisis@efe.es