DIA CONSTITUCIÓN

Hace 38 años el pueblo español aprobaba la Constitución

La Constitución española fue aprobada por las Cortes el 31 de octubre de 1978 y ratificada en referéndum por el pueblo español, el 6 de diciembre del mismo año. Es el texto constitucional progresista de más larga duración en la historia de España, ya que las Constituciones de 1837 y 1931 tuvieron ocho años de vida cada una. Las calificadas como conservadoras han tenido más larga duración; la de 1876, artífice de la Restauración, pervivió durante 47 años y la de 1845 estuvo vigente durante 24.
Portada de la Constitución española de 1978, aprobada por las Cortes el 31 de octubre y sometida a referendum el 6 de diciembre. efe/archivoPortada de la Constitución española de 1978, aprobada por las Cortes el 31 de octubre y sometida a referendum el 6 de diciembre. efe/archivo

Hoy se cumple 38 años del referéndum en el que más del 88,5 por ciento del pueblo español  respaldaba con su “si” la Constitución española aprobada por las Cortes el 31 de octubre anterior.

La Constitución española se caracteriza, sobre todo, porque fue creada con la voluntad de perdurar, de ahí su extensión y poca concreción en determinados artículos. Asimismo, fue debatida en un momento en el que se llevaba a cabo el proceso de transición política, de la dictadura a la democracia, hecho que condicionó especialmente su contenido.

Consta de 169 artículos, cuatro disposiciones adicionales, nueve disposiciones transitorias, una derogatoria y otra final. Esto la convierte en uno de los textos más extensos del actual panorama europeo, ya que, la francesa de 1958, tiene 92 artículos; la Ley Fundamental de Bonn de 1949, tiene 146; y la Constitución italiana de 1947, consta de 139 artículos.

Su estructura sigue la línea de la Constitución Francesa de 1791, que se basa en una división bien diferenciada entre una parte dogmática, en la que se contienen los grandes principios y definiciones que inspiran el desarrollo de la sociedad y del Estado;  y una parte orgánica, en la que se establece la división de los Poderes del Estado, su organización territorial y la distribución de competencias a entidades territoriales de distintos tipos.

La parte dogmática, incluye el Título Preliminar y el Título I, y la orgánica, abarca aproximadamente dos tercios del articulado constitucional. En cuanto a la estructura, los 169 artículos se distribuyen en once Títulos, en razón de las materias o temas que se tratan en cada uno de ellos. Si dentro de un Título existen aspectos distintos de una misma materia, se distribuyen en Capítulos

La reforma de la Constitución está contemplada en su título X y más concretamente, en sus artículos 167 y 168, que prevén el procedimiento para su modificación.  El artículo 167 dice en su apartado uno que “los proyectos de reforma constitucional deberán ser aprobados por una mayoría de tres quintos de cada una de las Cámaras. Si no hubiera acuerdo entre ambas, se intentará obtenerlo mediante la creación de una Comisión de composición paritaria de Diputados y Senadores, que presentará un texto que será votado por el Congreso y el Senado. .

 A pesar de que algunos grupos políticos han solicitado en ocasiones una reforma de la Constitución de 1978, ésta se mantiene prácticamente intacta. Solo se ha modificado el artículo 13.2, referido al voto de los extranjeros, y el 135 para garantizar la estabilidad presupuestaria.

La primera modificación, mínima, se efectuó en agosto de 1992 por iniciativa parlamentaria, para acomodar la legislación española al Tratado de Maastrich y permitir la elección de alcaldes y concejales en la persona de ciudadanos de la UE residentes en España.
El artículo modificado fue el 13.2, aunque sólo se añadieron dos palabras, “y pasivo”, al referirse al derecho de sufragio en las elecciones municipales.
El trámite comenzó en el Congreso de los Diputados el 7 de julio de 1992 con la proposición de reforma, presentada conjuntamente por los Grupos Parlamentarios Socialista, Popular, Catalán (CIU), Izquierda Unida-Iniciativa per Cartalunya, CDS, Vasco (PNV) y Mixto, y aprobada en el Pleno del 22 de julio. Finalmente, el 20 de agosto de 1992 se publicó el texto definitivo en el Boletín Oficial de las Cortes y el 27 de agosto el Rey promulgó y sancionó la citada reforma constitucional.

El 26 de agosto de 2011 PSOE y PP registraron en el Congreso una proposición de reforma de la Constitución destinada a garantizar la estabilidad presupuestaria, que afecta exclusivamente al artículo 135 de la Carta Magna, tras llegar ambas formaciones a un acuerdo el día anterior.  La reforma fue planteada por el entonces presidente  Rodríguez Zapatero en un pleno extraordinario del Congreso el 23 de agosto y aceptada por el líder del PP, Mariano Rajoy

Tres años años después del pacto PSOE-PP con el que se consagró el déficit cero en la Constitución, el 25 de noviembre de 2014, esa cuestión volvió al Congreso, donde se debatió una propuesta planteada por Izquierda Plural y apoyada por el PSOE. El PP rechazó en solitario derogar la reforma constitucional acordada con el Ejecutivo de Zapatero.EFE/DOC

Etiquetado con:
Publicado en: Documentos