ESPAÑA CATALUÑA

El expresidente de Cataluña ultima desde Bruselas su participación en las elecciones catalanas

El expresidente de Cataluña Carles Puigdemont ultima desde Bruselas la lista que encabezará en las elecciones regionales del 21 de diciembre, la víspera de que se cumpla el plazo para registrar las candidaturas y de su comparecencia ante la Justicia belga.
El expresidente de Cataluña Carles Puigdemont ultima desde Bruselas la lista que encabezará en las elecciones regionales del 21 de diciembre, la víEl expresidente de Cataluña Carles Puigdemont ultima desde Bruselas la lista que encabezará en las elecciones regionales del 21 de diciembre, la víspera de que se cumpla el plazo para registrar las candidaturas y de su comparecencia ante la Justicia belga. EFE/ Olivier Hoslet

En esa lista estará como número dos el líder independentista de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), Jordi Sánchez, en prisión preventiva por un presunto delito de sedición desde hace un mes, al igual que el dirigente de la entidad secesionista Òmnium Cultural, Jordi Cuixart.
El propio Sánchez confirmó en un mensaje enviado desde la cárcel que abandona la presidencia de la ANC para integrarse en la lista de Junts per Catalunya, la formación que encabeza Puigdemont para los comicios autonómicos que convocó el Ejecutivo español tras destituir, el 27 de octubre, al anterior gobierno independentista catalán.
Cuixart, por el contrario, ha rehusado presentarse a las elecciones regionales porque su cargo, según argumentó, es “transversal”, es decir, “incompatible” con estar en una lista electoral, aunque espera una gran victoria del soberanismo.
Sánchez y Cuixart permanecen en una cárcel de Madrid desde el 16 de octubre, cuando una juez los mandó a prisión sin fianza acusados de “promover” el asedio a la Guardia Civil (cuerpo de seguridad) el 20 de septiembre en Barcelona durante una operación para impedir la celebración del referéndum ilegal de autodeterminación del 1 de octubre pasado.
Sánchez era uno de los nombres que Puigdemont deseaba incorporar a su lista electoral de Junts per Catalunya, en la que los candidatos “independientes” tendrán una presencia notable a costa de que pierdan peso los miembros del partido del expresidente catalán, el PDeCAT (centroderecha).
En los meses previos al 1 de octubre, Sánchez había participado muy directamente en los preparativos del referéndum sobre la independencia impulsado por el equipo de gobierno de Puigdemont.
Mientras tanto, el exgobernante independentista catalán, reclamado por la Justicia española por supuestos delitos de rebelión, sedición y malversación, sigue en Bélgica a la espera de que un juez decida si es entregado a España.
Este 17 de noviembre, junto a los exconsejeros Lluís Puig (Cultura), Clara Ponsatí (Enseñanza), Meritxell Serret (Agricultura) y Toni Comín (Salud), comparecerá ante un juez belga que deberá decidir, en un plazo máximo de 24 horas, sobre su entrega a España.
En una entrevista con un canal de televisión Cataluña, Puigdemont reconoció este 15 de noviembre su “decepción” por no haber podido conformar una lista única del soberanismo, ya que “la gente esperaba que hubiese la máxima unidad en este momento de emergencia nacional”, aunque pidió “no hacerse mala sangre” porque las candidaturas independentistas tendrán “comunes denominadores”.
Promotor de la lista “transversal” de Junts per Catalunya, con protagonismo de perfiles independientes y escaso peso de su propio partido, el expresidente de Cataluña agradeció que el PDeCAT haya “aceptado” su planteamiento: “Necesito hacer una lista que me la sienta más mía que de partido”, dijo.
Según Puigdemont, que tiene “ganas de hacer mucha campaña” desde Bélgica, su candidatura incluirá “mucha gente que no ha hecho nunca política” y habrá “muchas sorpresas”.
En las elecciones regionales de 2015, el PDeCAT y los republicanos de izquierda ERC formaron la coalición Junts pel Sí (JxSí), con la que consiguieron formar Gobierno apoyados por la formación radical CUP, que ya ha anunciado que se presentará por libre en esta ocasión.
A los comicios del 21 de diciembre, ERC, que tiene a exconsejeros en Bruselas con Puigdemont y a otros en la cárcel acusados de rebelión, entre ellos a su líder y ahora exvicepresidente regional Oriol Junqueras, quien encabezará la candidatura, concurrirá con su propia lista.
En ella, la presidenta del Parlamento catalán, Carme Forcadell, que se encuentra en libertad con fianza por los mismos delitos que Junqueras, ocupará la cuarta posición.
A pesar de estar envueltos en distintos procesos judiciales, e incluso cumpliendo prisión preventiva, todos pueden concurrir a las elecciones mientras no exista una sentencia judicial que los inhabilite. EFE

Etiquetado con: , ,
Publicado en: Análisis