VENEZUELA ESPAÑA

España responderá “con proporcionalidad” a expulsión de embajador en Caracas

El Gobierno de España ha anunciado que responderá "con proporcionalidad" y "reciprocidad" a la decisión de Venezuela de declarar "persona non grata" al embajador español en Caracas, Jesús Silva Fernández, lo que supone de hecho su salida del país.
Venezuela expulsa al embajador de España, Jesús Silva (en la foto), y lo acusa de “injerencias”. EFE/Cristian HernándezVenezuela expulsa al embajador de España, Jesús Silva (en la foto), y lo acusa de “injerencias”. EFE/Cristian Hernández

El Gobierno de Nicolás Maduro ha declarado “persona non grata” al embajador español por las “continuas agresiones y recurrentes actos de injerencia” del Gobierno español en los asuntos internos de Venezuela.
Silva Fernández permanece en Venezuela a la espera de indicaciones, ya que no ha recibido una notificación formal y se enteró de la noticia a través de los medios de comunicación, después de que el canciller venezolano, Jorge Arreaza, publicara la declaración en Twitter.
Aunque en casos como éste la persona declarada no grata debe abandonar el país, el comunicado del Gobierno venezolano no ordena expresamente la expulsión del embajador Silva, ni fija plazos en este sentido.
Fuentes de Exteriores han explicado a Efe que el plazo para que un embajador abandone el país tras ser declarado persona non grata debe figurar en la nota verbal con la que se le comunica oficialmente la decisión, que Silva Hernández aún no ha recibido.
Las fuentes han precisado que la declaración de “persona non grata” de un diplomático, en este caso el embajador, no significa la ruptura de las relaciones diplomáticas ni el cierre de la embajada.

“Reciprocidad a Venezuela”

Desde Davos, donde asiste al Foro Económico Mundial, el ministro de Exteriores, Alfonso Dastis, ha señalado que España responderá “con proporcionalidad y reciprocidad a Venezuela” y ha rechazado las acusaciones de “injerencia” proferidas por el Gobierno venezolano,
Dastis ha recalcado además que lo único que ha hecho España desde el principio es “ayudar al proceso” de diálogo entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición.
La decisión del Gobierno de Maduro tensa de nuevo las relaciones entre ambos países, que han intercambiado quejas diplomáticas desde que, en diciembre de 2014, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, recibiera como líder del gobernante Partido Popular (PP) a Lilian Tintori, la esposa del opositor venezolano Leopoldo López, y Venezuela anunciara que haría una “revisión íntegra” de sus relaciones con España.
El Ejecutivo venezolano llamó a consultas a su embajador en Madrid, Mario Isea, debido a la “agresión injerencista y colonialista” del Gobierno de España y entregó una nota de protesta a diplomáticos de la UE acreditados en el país por las sanciones contra siete altos funcionarios de la nación caribeña.
Las sanciones, ha remarcado Dastis, se han decidido “por unanimidad” de los 28 miembros de la Unión Europea y ha asegurado que “por todas las vías” España tratará de ayudar a mejorar la situación del pueblo venezolano.
La respuesta del Gobierno a Venezuela y las complicadas relaciones con este país será uno de los asuntos de los que hablará este 26 de enero el Gobierno en la reunión del Consejo de Ministros.

Partidos

Tras conocer la noticia, el Partido Socialista (PSOE) ha valorado que la decisión del Gobierno venezolano “no está justificada”, por lo que ha pedido trabajar con “prudencia e inteligencia” para restituir las relaciones entre ambos países.
El secretario de Relaciones Internacionales socialista, Héctor Gómez, también ha hecho hincapié en que “los pueblos español y venezolano son pueblos hermanos” y esos lazos históricos “exigen que sus gobiernos estén a la altura de los ciudadanos y se entiendan”.
Por su parte, Ciudadanos (liberales) ha registrado varias preguntas escritas dirigidas al Gobierno para saber si va a actuar “de manera similar” a Venezuela y para que explique las consecuencias que este enfrentamiento diplomático pueda tener para los intereses españoles en el país venezolano y una “valoración” de este hecho.
Podemos (izquierda alternativa) ha apelado al diálogo para “encaminar” la situación y prefiere no echar “más leña al fuego” después de que el Gobierno de Nicolás Maduro haya declarado persona non grata al embajador español en Caracas.
Para Podemos, “lo único que puede mejorar la situación y encaminarla hacia la paz, es el diálogo”, han apuntado fuentes del partido, que han asegurado no querer echar “más leña al fuego” y sólo querer “las mejores relaciones diplomáticas entre Venezuela y España”. EFE

Etiquetado con: ,
Publicado en: Documentos