ESPAÑA GOBIERNO

España abocada a repetir nuevas elecciones

España está abocada a repetir nuevas elecciones porque ningún candidato cuenta con los votos suficientes para someterse a una nueva investidura, tras la finalización de las rondas de consultas mantenidas por el Rey Felipe.
El Rey Felipe VI, durante la firma del real decreto de disolución de las Cortes y convocatoria de elecciones generales  del pasado 20 de diciembre.EFEl Rey Felipe VI, durante la firma del real decreto de disolución de las Cortes y convocatoria de elecciones generales del pasado 20 de diciembre.EFE/Borja

El rey Felipe VI constató que no existe candidato alguno que pueda ser propuesto para ser jefe del Gobierno español, lo que abre la puerta a la celebración de elecciones en junio.

Después de las entrevistas con los líderes parlamentarios, el monarca convocó al presidente del Congreso, Patxi López, para informarle del resultado de esas consultas, que se saldan sin aspirante alguno a la Presidencia del Gobierno.

Según los plazos fijados en la Constitución española para el supuesto de que el Parlamento sea incapaz de elegir un jefe del Ejecutivo las dos Cámaras quedarán disueltas el 2 de mayo y los comicios se repetirán el 26 de junio, en una situación inédita en la democracia española.

La ronda de consultas que terminó este 26 de abril fue la tercera del rey con los dirigentes políticos y de todas ellas sólo salió (en la segunda) el nombre del socialista Pedro Sánchez.

El presidente en funciones y candidato del gobernante Partido Popular, Mariano Rajoy, se negó a aceptar el encargo con el argumento pues no contaba con más apoyo que el de su partido.

Sánchez sí aceptó en segunda instancia y fue derrotado a principios de marzo en las dos votaciones en el Congreso, con 131 escaños a favor en un hemiciclo de 350 diputados.

Los principales líderes pasaron este 25 y 26 de abril por el despacho de Felipe VI para dialogar sobre la coyuntura política, pero ninguno de ellos le trasladó que pueda contar con respaldo para optar al Gobierno.

Se trata de la primera vez que ocurre desde que se reinstauró la democracia en 1977, lo que da como resultado la repetición de elecciones apenas seis meses después de las precedentes.

En este período el Gobierno (del PP, centroderecha) ha estado en funciones, ya que el Congreso contaba ya con una composición diferente.

Los comicios del 20 de diciembre fueron ganados por el PP (centroderecha), con 123 escaños, seguido del PSOE (noventa), Podemos (izquierda renovadora, 69) y Ciudadanos (liberales, cuarenta), con la presencia de otras pequeñas fuerzas. 

A partir de ahora empieza la precampaña, aunque el tono propio de ese período previo a las urnas lleva ya instalado ya desde hace semanas en la política española.

Ello porque la sombra del fracaso en las negociaciones planeó siempre en estos meses y los políticos no han dejado de mirar con un ojo la posibilidad de repetir los comicios.

También empieza el cruce de acusaciones sobre quién es el culpable de esta situación: el PP responsabiliza a todos, los socialistas echan la culpa a los populares y a Podemos (izquierda renovadora) y éstos al PSOE.

Las encuestas de estas semanas con vistas a los comicios de junio ofrecen un panorama parecido al que depararon las urnas en diciembre pasado, lo que hace prever que dentro de dos meses los partidos tendrán que volver a la mesa para hacer efectivas las palabras en favor del pacto. EFE/Doc

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Análisis