Enrique V. Iglesias recibe el Toisón de Oro

El Rey Juan Carlos impone a Enrique Valentín Iglesias García el Toisón de Oro, una condecoración que han recibido una veintena de personalidades.
Enrique V. Iglesias recibe el Toisón de Oro

Enrique Valentín Iglesias García, miembro del patronato del Instituto Real Elcano, ha sido primer secretario general de la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) desde 2005 hasta marzo de 2014, presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) durante 17 años y ministro de Relaciones Exteriores de Uruguay (1985-1988).
Nació en Arancedo (Asturias), en 1930, aunque en 1934 emigró con su familia a Uruguay.
Se graduó en Economía y Administración por la Universidad de la República de Uruguay (Montevideo) y amplió estudios en Estados Unidos y Francia.
Inició su carrera profesional en 1954 como director de la Unión de Bancos del Uruguay, actividad que simultaneó con la docencia como profesor de Desarrollo Económico en el Instituto de Estudios Económicos de la Universidad de Montevideo, del que fue director.
Entre 1961 y 1965 desempeñó el puesto de director técnico de la Oficina Nacional de Planeamiento del Uruguay y como tal lideró el Primer Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social del país.
Estuvo al frente de la Presidencia del Banco Central de Uruguay, cargo que asumió en 1966 y ocupó hasta 1968.
En marzo de 1972 fue designado secretario ejecutivo de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), hasta febrero de 1985.
En marzo de 1985, tras la restitución de la democracia en Uruguay, el presidente Julio María Sanguinetti le encomendó la cartera de Relaciones Exteriores, cargo que desempeño hasta marzo de 1988, pocos días después de ser elegido presidente del BID.
Elegido presidente del BID por aclamación el 18 de febrero de 1988, institución orientada a impulsar el crecimiento económico y social de Iberoamérica y el Caribe, asumió este puesto el 1 de abril de 1988, relevando al mexicano Antonio Ortiz Mena. Luego, consiguió tres reelecciones consecutivas en 1993, 1997 y 2002.
Permaneció 17 años al frente del BID, en los que consiguió convertirlo en un banco más grande, eficiente e innovador. Dejó la Presidencia en septiembre de 2005 para estar al frente de la Secretaria General Iberoamericana (SEGIB).
En septiembre de 2006 representó a la Conferencia Iberoamericana en su primera intervención en la Asamblea General de la ONU como organismo observador, estatus logrado en noviembre de 2005.
Asimismo, el 1 de diciembre de 2005 fue designado Embajador de Buena Voluntad de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI).
A finales de marzo de 2014 fue sustituído por Rebeca Grynspan en la Secretaria General Iberoamericana (SEGIB) e Iglesias se incorporó al patronato del Instituto Real Elcano.
Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional de 1982, es autor de numerosos artículos y ensayos sobre América Latina.
EFE-doc/