El príncipe Friso de Holanda

El príncipe Friso de Holanda, hermano del rey Guillermo-Alejandro, falleció en el palacio de Huis ten Bosch en La Haya tras permanecer un año y medio en coma. Había sufrido un grave accidente practicando deporte.
El príncipe Friso de Holanda. EPA/Toussaint KluitersEl príncipe Friso de Holanda. EPA/Toussaint Kluiters

Nacido el 25 de septiembre de 1968 en Utrech, era el segundo hijo de la reina Beatriz y el príncipe Claus.

Estaba licenciado en Ingeniería Mecánica en la Universidad de Berkeley, en California (EEUU) y en Industria Aerospacial y Ciencias Empresariales por la Universidad de Delft (Holanda).

Como miembro de la familia real, también hizo estudios de Derecho holandés e historia parlamentaria.

Fue el gran desconocido de la familia real y de hecho, siempre fue celoso de su intimidad y evitado cualquier protagonismo.

Trabajó en la fábrica de aviones McDonnell Douglas en California y en la consultora McKinsey en Amsterdam.

En 1998 se incoporó a Goldman Sachs en Londres para en 2003 regresar a Holanda y asumir un cargo de dirección en el centro de estudios científicos TNO, en Delft.

En 2006 volvió a Londres tras ser nombrado directivo de la consultora Wolfensohn & Co. Con posterioridad fue nombrado director financiero de Urenco, una empresa líder en el enriquecimiento de uranio.

Estaba casado con Mabel Wisse Smit desde 2004. El príncipe no dudó en elegir el amor a sus derechos dinásticos y el Gobierno no llevó al Parlamento la solicitud de autorización del matrimonio con su entonces prometida. Por ello no pertenecía a la Casa Real holandesa.

Desde 2006 vivía en Londres, donde habáin nacido sus dos hijas, de Emma Luana y Joanna Zaria.

Gran aficionado al deporte, sobre todo al golf y el submarinismo, el 17 de febrero de 2012 sufrió un grave accidente al ser sepultado por una avalancha de nieve,  que le causó graves daños cerebrales, mientras practicaba esquí en Lech, en el tirol austriaco.

Desde entonces nunca pudo recuperar la plena consciencia.

Etiquetado con: ,
Publicado en: Obituarios