El presidente del “no a la guerra” prepara a EE.UU. para un nuevo conflicto

Barack Obama, un presidente que llegó al poder impulsado en gran parte por la promesa de poner fin a "una década de guerras", prepara ahora a Estados Unidos para una nueva campaña bélica sin final claro, un giro en su política exterior que promete marcar su legado.
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama. EPA/Archivo/JIM LO SCALZOEl presidente de Estados Unidos, Barack Obama. EPA/Archivo/JIM LO SCALZO

Lucía Leal 

En el mismo discurso en el que anunció una campaña “implacable” para perseguir al Estado Islámico (EI) “dondequiera que esté”, Obama se esforzó en subrayar que su ofensiva no incluirá tropas estadounidenses en combate y es, por tanto, “diferente a las guerras en Irak y Afganistán” que emprendió su predecesor, George W. Bush.

Para un mandatario que basó parte de su campaña presidencial en el rechazo a lo que llamaba la “guerra tonta” de Bush en Irak, el envío de unos 1.600 militares a ese país y los bombardeos que ahora amplía también a Siria dan pie a una paradoja que, previsiblemente, pasará el resto de su mandato intentando justificar.

El corresponsal jefe del Washington Post, Dan Balz, opinó hoy que Obama “ha puesto en marcha un conflicto sin un cronograma definido, una lucha que podría durar el resto de su presidencia e ir más allá”, y que supone “una de las pruebas más difíciles de su mandato, que lo conduce en una dirección nueva e inesperada”.

Si Obama recibió de Bush dos complicadas incursiones en Irak y Afganistán, el sucesor del actual mandatario puede prepararse para heredar una guerra en Irak y Siria, alejada de esquemas convencionales y apoyada en aliados internacionales en lugar de en grandes despliegues terrestres, pero guerra al fin y al cabo.

– Accede al contenido completo y obtén más información escribiéndonos a efeanalisis@efe.es

—-//EFE elabora documentos de análisis bajo petición gracias a la red de profesionales de la información desplegada en más de 120 países del mundo, con el apoyo y coordinación de su área de Análisis.
EFE garantiza en todo momento la confidencialidad de los interesados así como de la información utilizada para este fin, que es custodiada por el área de Análisis del Dpto. de Documentación de EFE y está vinculada a este único objetivo, destruyéndose de forma segura una vez concluido y entregado el encargo.
Para mayor información pueden contactar en el teléfono 913 467 245/526 o mediante el correo electrónico de clientes@efe.es, indicando en el asunto “Análisis”.//—-