El exconseller valenciano Blasco, condenado por corrupción

El exconseller de Solidaridad y Ciudadanía del Gobierno valenciano, Rafael Blasco, ha sido condenado a 8 años de prisión y 20 de inhabilitación por malversación, prevaricación y falsedad por desvío de fondos públicos de la Generalitat concedidos en 2008 para cooperación al desarrollo en Nicaragua.
EFE/ Juan Carlos CárdenasEFE/ Juan Carlos Cárdenas

Nacido en Alcira en 1945, es licenciado y doctor en Derecho por la Universidad de Valencia.

Militante en su juventud de diversas organizaciones de izquierda fue miembro del Partido Socialista del País Valenciano (PSPV-PSOE), en cuyas listas fue elegido en 1983 diputado autonómico y a finales del mismo año conseller de la Presidencia. Fue asimismo representante del Gobierno valenciano en la Junta de Portavoces de las Cortes Valencianas.

Nombrado conseller de Obras Públicas y Urbanismo de la Generalitat valenciana en 1985, fue confirmado en el cargo por Joan Lerma en julio de 1987, tras los comicios en los que fue reelegido diputado autonómico.

El 27 de diciembre de 1989 Lerma lo cesó al frente de la Conselleria de Obras Públicas, Urbanismo y Transportes, a raíz de una denuncia de la directora general de Urbanismo (Blanca Blanquer) sobre presuntas irregularidades cometidas por funcionarios en su departamento en la recalificación.

La vista por el “caso Blasco” se inició en junio de 1991 y el 18 de julio fue absuelto por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) de los presuntos delitos de cohecho y maquinación para alterar el precio de las cosas.

Después de un tiempo alejado de la política activa regresó a su puesto de interventor municipal en el Ayuntamiento de Alginet (Valencia). Después de intentar promover Convergéncia Democrática Valenciana como plataforma de partidos nacionalistas, colaboró en la redacción del programa electoral del PP para las autonómicas de1995 en materia de Administración Pública.

Tras la victoria del PP en estos comicios, el 4 de agosto fue nombrado asesor del presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana y en julio de 1999 fue nombrado conseller de Empleo, cargo que ocupó hasta que en mayo de 2000 asumió la Consellería de Bienestar Social.

Tras la llegada de Francisco Camps a la presidencia valenciana ocupó las consejerías de Territorio y Vivienda, Inmigración y Ciudadanía y Sanidad. En noviembre de 2009 fue nombrado portavoz del grupo popular en Les Corts, cargo que compaginó con la Consellería de Solidaridad y Ciudadanía.

El TSJCV le imputó en octubre de 2012 en el “caso cooperación”, una causa que investiga la supuesta malversación de fondos públicos para ayudas a la cooperación internacional cuando era consejero de Solidaridad y Ciudadanía. El juzgado atribuye a Blasco los supuestos delitos de prevaricación, cohecho, tráfico de influencias, malversación de caudales públicos y falsedad documental.

Ese mismo día anunció su dimisión como portavoz parlamentario, a cuyas funciones había renunciado temporalmente en junio cuando se conoció que el juzgado veía indicios para ser imputado. Por su parte, el PPCV le abrió un expediente informativo.

Antes de la sentencia, el PP valenciano le suspendió de militancia y le inhabilitó para desempeñar cargos públicos en el seno del partido. EFE/DOC

Etiquetado con: , , , ,
Publicado en: Protagonistas