La Constitución Española inicia su cuarenta aniversario

Hace cuarenta años que los Reyes Magos trajeron un regalo muy especial para los españoles: el texto para una nueva Constitución. Tal día como hoy de 1978 veía la luz el anteproyecto de la actual Carta Magna, al salir publicado en el Boletín Oficial de las Cortes, en la primera fecha de este 2018 en el que se conmemora su 40 aniversario.
Detalle de un ejemplar de la Constitución expuesto en el Congreso de los Diputados. Efe-Archivo/Chema MoyaDetalle de un ejemplar de la Constitución expuesto en el Congreso de los Diputados. Efe-Archivo/Chema Moya

 

Así, se iniciaba la tramitación del texto elaborado por los miembros de la ponencia designada por la Comisión de Asuntos Constitucionales y para las Libertades Públicas, los conocidos como “padres” de la Constitución, un proceso que no culminaría hasta finales de año, con la aprobación definitiva en referéndum el 6 de diciembre.

Redactar esta primera versión requirió 232 horas de deliberaciones repartidas en 23 sesiones, desde el 22 de agosto hasta el 14 de diciembre de 1977, según recuerda  el blog del 40 aniversario de la Constitución, un “cuaderno de bitácora” puesto en marcha por el Congreso y el Senado para esta celebración. 

La publicación en el Boletín de las Cortes daba carácter oficial al documento, imprescindible para su tramitación parlamentaria, y abría el período de veinte días para que diputados y grupos parlamentarios presentaran enmiendas con el que plantear sus propuestas de modificación.

El texto estaba estructurado en 10 títulos, 159 artículos y 5 disposiciones transitorias y llevaba incorporados los 168 votos particulares de sus redactores. 

Un total de 18 votos particulares eran de Manuel Fraga, de Alianza Popular; 45 de Jordi Solé Tura (PCE); 31 de Miquel Roca, por la minoría catalana; 58 de Gregorio Peces-Barba (PSOE), y 16 de Gabriel Cisneros, Miguel Herrero y Rodríguez de Miñón y José Pedro Pérez-Llorca (UCD).

Tras la presentación de enmiendas y después de unos meses de intensa y difícil negociación, comenzó el debate parlamentario público en mayo en las sesiones de la Comisión de Asuntos Constitucionales y para las Libertades Públicas.

Antes de su publicación en el BOC, el anteproyecto constitucional había sido entregado oficialmente en el Congreso el 23 de diciembre de 1977 a la Mesa de la citada comisión, y también se distribuyó a todos los diputados y a los representantes de los medios informativos.

Pero esta no fue la primera aparición pública del texto, ya que sus 39 primeros artículos habían sido ya publicados el 22 de noviembre en el semanario Cuadernos para el Diálogo, tal y como señala el blog del 40 aniversario, en una filtración conjunta que también incluyó a El País y La Vanguardia.

La Constitución española fue aprobada por las Cortes el 31 de octubre de 1978 y ratificada en referéndum por el pueblo español, el 6 de diciembre del mismo año.
Es el texto constitucional progresista de más larga duración en la historia de España, ya que las Constituciones de 1837 y 1931 tuvieron ocho años de vida cada una. Las calificadas como conservadoras han tenido más larga duración; la de 1876, artífice de la Restauración, pervivió durante 47 años y la de 1845 estuvo vigente durante 24.

La primera Carta Magna data de 1812 y, al igual que la actual, su función primordial fue la de modernizar la vida española.

El tránsito de la dictadura franquista hacia de democracia se concretó en términos jurídico-políticos en la llamada “Ley Fundamental de la Reforma Política”, aprobada por las Cortes el 18 de noviembre de 1976, y ratificada por Referéndum el 15 de diciembre de 1976.

A partir de esta Ley, publicada en el BOE el 5 de enero de 1977, se pudo realizar toda la “arquitectura” legal y política que permitió la legalización de todos los partidos y la convocatoria de elecciones el 15 de junio de 1977.

Esta ley, en su Disposición Transitoria primera establecía que “El Gobierno regulará las primeras elecciones a Cortes para constituir un Congreso de 350 Diputados y elegir 207 senadores …”, además de establecer el sistema de elección de ambas Cámaras.

Ante la convocatoria electoral, los partidos de izquierda defendían que las nuevas Cortes fueran constituyentes, frente a Alianza Popular, liderada por Manuel Fraga, que defendían que el proceso de reforma política había que continuarlo mediante leyes fundamentales adicionales. Las fuerzas políticas agrupadas en torno al gobierno de Adolfo Suárez no se manifestaron, igual que hizo el gobierno.

En las citadas elecciones el partido mayoritario fue la Unión de Centro Democrático, creado en torno a la figura de Adolfo Suárez, que obtuvo 165 escaños, seguido del PSOE con 118, el PCE 20, el Pacto Democrático por Cataluña, encabezado por Jordi Pujol 11, PNV 8 y Unidad Socialista 6. Otros grupos fueron UC-DCC (2) Frente Democrático de Izquierda (1), Izquierda de Euskadi (1), Independientes (2).

Con estos resultados, las Cortes decidieron redactar una Constitución, hecho sin precedente histórico ya que nunca unas cortes constituyentes habían tenido dos cámaras. EFE

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Análisis