ESPAÑA JUSTICIA

El caso Nóos tendrá sentencia este 17 de febrero

La Audiencia de Palma notificará al mediodía del 17 de febrero la sentencia del caso Nóos, que determinará la absolución o condena de la infanta Cristina, su marido, Iñaki Urdangarín, y las otras 15 personas que compartieron con ellos el banquillo de los acusados. La sentencia de Nóos se conocerá once años y un día después de saltar el caso, y algo más de un año después de que empezara el histórico juicio.
La infanta Cristina y su esposo, Iñaki Urdangarin, a su salida de una de las jornadas del juicio por el caso Nóos en Palma de Mallorca (islas BalearLa infanta Cristina y su esposo, Iñaki Urdangarin, a su salida de una de las jornadas del juicio por el caso Nóos en Palma de Mallorca (islas Baleares). Este 17 de febrero de 2017 conocerán la sentencia de este juicio. EFE/Cati Cladera

En el caso Nóos se juzgó la presunta trama urdida para beneficiar con fondos públicos a entidades creadas por Urdangarin y su exsocio, Diego Torres, que percibieron unos 6 millones de varias administraciones públicas, así como el supuesto plan posterior para defraudar a Hacienda.

Las tres juezas que intengran el tribunal en Palma de Mallorca (islas Baleares, España), Samantha Romero, Eleonor Moyà y Rocío Martín, no han llegado a agotar el plazo que concedió el Tribunal Superior de Justicia de Baleares a la primera de ellas, exonerada hasta el 31 de marzo del reparto de otros asuntos, para que se dedicara solo a redactar la sentencia.

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares ha anunciado que el fallo será trasladado a las partes a las 12.00 horas y la sentencia completa será notificada en la sede de la Audiencia en Palma.

Las condenas que piden las seis acusaciones van desde los 107 años que suman las que reclama la Fiscalía Anticorrupción a los 192 del sindicato Manos Limpias. La petición de condena más alta es la de este sindicato para Urdangarín: 26 años y 6 meses de prisión.

Urdangarín se enfrenta a una petición de condena de 19 años y 6 meses de prisión por parte de la Fiscalía Anticorrupción por presuntos delitos de tráfico de influencias, malversación, prevaricación, fraude, estafa, falsedad, dos delitos contra Hacienda y blanqueo.

A su esposa, la infanta Cristina, solo la acusa Manos Limpias, que pide para ella una condena de 8 años de cárcel por colaboración en dos delitos fiscales, mientras que la Fiscalía solo la consideraba responsable a título lucrativo por un importe de 587.413 euros.

Entre los principales acusados figuran también el socio de Urdangarin, Diego Torres, presunto autor de delitos de prevaricación, fraude, tráfico de influencias, malversación, contra Hacienda, falsedad, estafa, falsificación y blanqueo, para quien la Fiscalía pidió 16 años y medio de condena y Manos Limpias 22 años y medio.

El expresidente del Govern y del PP balear y exministro de Medio Ambiente, Jaume Matas, acusado de delitos de malversación (en concurso con prevaricación y falsedad) y fraude presuntamente cometidos por contratar con Nóos al margen de la legalidad, afronta peticiones de condena de 5 años por parte de la Fiscalía y la Abogacía de la Comunidad Autónoma de Baleares, y de 11 por parte de Manos Limpias.

El resto de los acusados

También a la espera de sentencia del mediático caso Nóos se hallan Ana María Tejeiro, esposa de Torres; su hermano Marco Antonio Tejeiro, contable del Instituto Nóos; el asesor fiscal Salvador Trinxet; el exdirector general de Deportes de Baleares José Luis “Pepote” Ballester; el exdirector de la fundación Illesport Gonzalo Bernal; el exdirector del Instituto Balear de Turismo, Juan Carlos Alía; y el exsecretario de esta misma institución Miguel Ángel Bonet.

También fueron juzgados el exvicealcalde de Valencia Alfonso Grau; el exsecretario de Turismo de la Comunidad Luis Lobón; el exdirector de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA) de Valencia José Manuel Aguilar; el también exdirector de CACSA Jorge Vela; la exresponsable jurídica de esa sociedad pública, Elisa Maldonado; y la ex consejera delegada de la candidatura Madrid 2016, Mercedes Coghen. EFE

Etiquetado con:
Publicado en: Análisis