Casi cinco años de polémica sobre las corridas de toros en Cataluña

La prohibición de las corridas de toros en Cataluña entró en vigor el 1 de enero de 2012, convirtiéndose en la segunda comunidad autónoma en suprimir la lidia, tras Canarias. El Tribunal Constitucional ha anulado hoy la prohibición en Cataluña, al entender que invade competencias estatales, al estar consideradas las corridas de toros patrimonio cultural en toda España.
Defensores de las corridas de toros ante las puertas del Parlament de Cataluña. EFE/Archivo/Toni GarrigaDefensores de las corridas de toros ante las puertas del Parlament de Cataluña. EFE/Archivo/Toni Garriga

En Cataluña, la prohibición se inició con la aprobación el 28 de julio de 2010 por el Parlament de la Iniciativa Legislativa Popular (ILP), que en 2008 impulsó la plataforma PROU (¡Basta!, en catalán). La citada ILP fue admitida a trámite una vez consiguió el respaldo de 180.000 firmas, tres veces más de las requeridas.

La iniciativa contó con el respaldo mayoritario de CiU, ERC y de ICV-EUiA, frente al voto en contra del PPC y Ciudadanos, así como de la mayoría de los miembros del PSC, partido que dio libertad de voto a sus diputados.

La prohibición de la lidia no afectó a espectáculos como los “correbous”, festejos taurinos muy arraigados en algunas partes de Cataluña en los que no muere el animal y que se protegieron con la proposición de ley que aprobó el Parlament en septiembre de 2010.

Años antes, ya en abril de 2004, Barcelona se había convertido en el primer municipio de España en proclamarse ciudad antitaurina, a raíz de una declaración institucional que aprobó el ayuntamiento, en votación secreta, con 21 votos a favor, 15 en contra y dos abstenciones.

Las iniciativas en Cataluña contra las corridas de toros motivaron un efecto contrario en otras comunidades autónomas que, gobernadas por el PP, como Madrid, Valencia y Murcia, iniciaron en marzo de 2010 los trámites para declarar la fiesta de los toros Bien de Interés Cultural (BIC).

El Partido Popular lideró la ofensiva contra la prohibición de los toros en Cataluña en todos los ámbitos.

El 29 de julio de ese mismo año registraba en el Congreso una proposición de ley para instar al Gobierno a garantizar la fiesta de los toros dentro y fuera de España.

El grupo parlamentario del PP en el Senado fue el encargado de presentar, el 28 de octubre de 2010, el recurso de inconstitucionalidad contra la ley catalana, que finalmente ha resuelto hoy el Tribunal Constitucional. Efe/Doc

Etiquetado con: , ,
Publicado en: Documentos